FacebookTwitterGoogle Bookmarks
  • Web premiada con el Premio Internacional OX

Dayko Alejandra Rivas Ochoa. Chihuahua, Chih. 1981.

Poeta y ensayista.

 

Formación académica:

 

  • 1999 – 1999 Diplomado de Didáctica y Pedagogía, Instituto de Estudios Superiores de Chihuahua.

  • 1999 – 1999 Nivelación Pedagógica, Escuela Normal Superior “José E. Medrano”. Chihuahua.

  • 2000 – 2004 Licenciada En Educación Primaria. Chihuahua.

  • 2009-2009 Diplomado en ingles. Cd. Juárez, Chih.

  • 2008-2010 Maestría en educación con especialidad en docencia e investigación. Cd. Juarez,Chih.

  • 2013. Cursando Doctorado en Educación. 

 

Obra:

  • La escritura, un proceso que no termina. Ensayo.

  • El trabajo colaborativo en la primaria. Ensayo.

 

Actividades profesionales: 

Docente.

 

Muestra de obra:

Evocación de sal

 

Junto al mar volverás,

En las noches de luna clara

Con tu recuerdo marino

Cual brisa suave

Tocándome la cara,

Llenándola de sal,

La sal de tu cuerpo

Que un día envolvieran

Las olas espumosas del mar,

La sal de tu cuerpo,

Tu cuerpo...

Al que alguna vez

Tuve la dicha de amar.

Noche boreal

 

Como loba en la nieve

Vagare en la soledad

De la noche fría y boscosa

Divisando los claros

De luna plateada

En medio de la noche oscura,

Buscando tu recuerdo místico,

Tu recuerdo amado…

En la noche boreal.

Lloviendo dentro

 

Llueve dentro de mí

Y tu recuerdo inunda el alma

Siempre cuando comúnmente…no estás.



El olvido hizo presencia un momento

Y vislumbré el sol un instante…

Enseguida tu recuerdo nublo todo,

Y eché nuestra historia al agua

Para diluirla…

Para olvidarla…

Para ahogarla….



Siempre sale impetuosa

Una amarga tempestad

De barcos y recuerdos que traspasan

Fantasmalmente mi cuerpo

El frio me cubre,

Y la tormenta…

Ya inundo todo…



Y solo quizás mañana,

Solo quizás mañana,

Salga un breve instante el sol.

Envenéname en alma

 

Hoy sentí el calor de tu cercanía junto a mí,

Sentí como mi interior se derretía

Y te llamaba a la intimidad.

Sentí como tus ojos deseaban mi boca

Y quise secretamente poder abrazarte

Y sentir tu cuerpo junto al mío.



Te deseo más que nunca

Quisiera que tus manos

Recorrieran mi piel

Muy suave…suavemente…

Te deseo…

Tu boca es la puerta al paraíso,

Tu piel seria la geografía de mi universo.

Me haría eternamente tu esclava

Por decisión propia,

Seria lo que tú quisieras

Lo que tú anheles,

Solo cumpliría tus deseos.

Envenename el alma

Que ya no puedo estar sin ti,

Sin pensarte,

Sin quererte junto a mí.



Envenéname el alma

Y seamos ya uno solo,

Déjame amarte….

Déjame llevarte a donde no conoces

Y te mostrare lo que es

La locura y la pasión,

Déjame ser tuya,

Deja hacerte mío.